domingo, 10 de noviembre de 2013

Predicación en Munguía

El pastor Tony Ochoa, predicando en la iglesia Bautista de Munguía, invitado por el pastor Daniel Ordóñez.


Read more

domingo, 3 de noviembre de 2013

Presentación de Liam



Presentación al Señor de Liam en la iglesia Semilla. En Bilbao a 3 de Noviembre de 2013.

Read more

lunes, 30 de septiembre de 2013

Boda Bryan & Noemí


El 22 de Septiembre, tuvimos la boda de Bryan y Noemí. Si quieres ver las fotos, visita este enlace:

Read more

domingo, 29 de septiembre de 2013

Presentación de Ainhoa


Presentación al Señor de Ainhoa en la iglesia Semilla. En Bilbao a 29 de Septiembre de 2013.


Read more

domingo, 8 de septiembre de 2013

Despedida de Óscar y Laura





Testimonio de Óscar y Laura, antes de dejar la iglesia Semilla.
Read more

domingo, 28 de julio de 2013

Testimonios (Bautismos 2013)


Testimonios de Kristina, Maribel, David, Laura, Miriam, Yoldman, Angie, Olga, Julia y Marta en el día de sus bautismos en SemillaBilbao el 28 de julio de 2013.



Read more

Bautismos 2013


Bautismos en la Iglesia cristiana SemillaBilbao


Read more

sábado, 13 de julio de 2013

"El último Regalo" (The Ultimate Gift")



Os invitamos a todos los que queráis ver la película "El Último Regalo", a que nos acompañéis el próximo día 20 de Julio (sábado) a las 5:00 PM en la Iglesia "Semilla".

Es una película, basada en una novela del mismo nombre, y trata de cómo una serie de regalos van llevando al protagonista a valorar las cosas realmente importantes de la vida, desechando el modo de vida que hasta el momento había realizado.



Calle Arenal, 5 - 3º Dto. 312
48005 BILBAO
Teléfono 94 416 52 17
Entrada libre.
VOS (Versión Original Subtitulada).
Idioma: inglés.
Subtítulos en español.


Tony Ochoa (pastor SemillaBilbao).


Read more

viernes, 5 de julio de 2013

Historia de una fotografía


(Foto de Kim Burke. Traducido del inglés por Óscar y Laura Peña)

La Belleza de la Pureza
Después de que la imagen de arriba de Bre y su esposo, Josh, se popularizó, Bre decidió empezar un blog llamado “El poder de la oración” con el fin de compartir la historia detrás de la imagen. La pureza sexual no es fácil hoy en día. Pero Dios nos llama a reservar la intimidad sexual hasta el pacto del matrimonio. Hebreos 13:4 dice: “Tengan todos en alta estima el matrimonio y la fidelidad conyugal, porque Dios juzgará a los adúlteros y a todos los que cometen inmoralidades sexuales”. Para los que han desobedecido la orden de Dios hay  gracia y perdón a través de Jesús. Y esta misma gracia debe motivarnos - a pesar de los errores del pasado - de ser santos como nuestro amoroso Padre celestial es santo (1 Pedro 1:15-16). Si vosotros estais saliendo o estais comprometidos y luchando para honrar al Señor en vuestra relación física, ruego que la historia de Bre y Josh les anime. ¡Obedecer a Dios es siempre lo mejor!

La historia detrás de la foto
Momentos antes de que fuera a caminar por el pasillo  de la Iglesia, mi futura  suegra entró en el vestidor, donde mis damas de honor y yo estábamos estallando con risitas y revoloteando, terminando los detalles de última hora.

"Cariño, tu novio te ha llamado!".

Nerviosa me dije: "¿Qué? ¡No estoy lista todavía! Tengo que ponerme mis zapatos y ...” Ella ya me había tomado la mano y me llevó a un rincón, donde mi novio estaba esperando. Apenas me senté, me llené de tanta expectación! Tanta emoción! Muchos nervios!

"¿Le gustará mi vestido? ¿Se ve bien mi peinado? ¿Puede verme?"

Justo a la vuelta de la esquina se sentó mi futuro esposo, estaba tan nerviosa de que pudiera verme, pero en secreto tenía la esperanza de poderle echar un vistazo a él. En mi estado de emoción fuí yo la primera en hablar,

"Hola cariño! Nos vamos a casar hoy!"

"Lo sé y quiero orar contigo antes de hacerlo."

Allí nos sentamos alrededor de la esquina, tomados de la mano, y juntos bajamos la cabeza. La gente estaba corriendo alrededor, y el coordinador de la boda dirigiendo a las personas aquí y allá, los fotógrafos tomando fotos y el cortejo nupcial disfrutando del compañerismo. Sin embargo, en ese momento, en la quietud de nuestros corazones y mentes, mi futuro marido y yo estábamos solos en la presencia de nuestro Salvador, Jesucristo.

Mi futuro marido pidió a Dios que bendijera nuestro matrimonio, que a través de las dificultades y pruebas nunca  llegásemos a perder la esperanza el uno en el otro. Que en lugar de centrarse en las imperfecciones del otro, confiasemos en la perfección de Cristo. Que al despertar todos los días decidieramos amarnos el uno al otro, no a través de nuestra propia fuerza, sino por el poder del amor perfecto de Cristo.

Con nuestras manos fuertemente apretadas, juntos dijimos "Amén", ambos con voz temblorosa y rápidamente borré las lágrimas de mi cara y me puse el velo.

Después de que mis damas de honor, madre, suegra y toda chica en la sala habían terminado de vestirme, rizarme, polveado y maquilado me miré en el espejo. Allí estaba  con mi vestido de novia blanco puro, listo para caminar por el pasillo hacia mi príncipe azul.

Veréis, no es sólo mi príncipe azul por su aspecto increíblemente apuesto, o su maravilloso humor, o el hecho de que tenemos mucho en común. Él es mi príncipe azul porque me ayudó a proteger el don más precioso que poseía, mi pureza.

Poco después de haber empezado a salir con el,  nerviosamente le dije a mi príncipe que yo era virgen y planeaba serlo hasta la noche de mi boda, a lo que respondió que él no lo deseaba de ninguna otra manera.

A lo largo de nuestra relación de pareja y de compromiso, constantemente luchamos, lo que a veces se sentía como una batalla perdida. Luchamos contra la tentación con  oración, las Escrituras y la rendición de cuentas. Había amigos comprobando si estábamos juntos por la noche y él se reunía regularmente con otros hombres de Dios a orar por fuerza. A veces, sobre todo a medida que la boda se acercaba, pensábamos que estábamos tratando de hacer lo imposible.

"¿Por qué estamos haciendo esto?" Me decía en mi debilidad y él me recordaba que  era porque Dios nos lo había dicho.

"No puedo hacerlo, no puedo ... esto es demasiado duro!" me lo confesaba y yo oraba para que tuviera fuerza.

Cuando caminaba por el pasillo con mi vestido blanco, miré directamente a los ojos al hombre que había muerto a sí mismo para proteger y honrar a la esposa que Dios le había dado. 

Cuando nuestras miradas se cruzaron el pudo ver el rostro de la mujer que había esperado por él, la mujer que lo apoyará y lo amará por el resto de su vida, en las buenas y en las malas.

Comparto todo esto porque en esa oración, la capturada por la cámara, le pedimos al Señor que usara nuestra boda para traer toda la gloria que justamente Él merece. No habríamos llegado a donde estábamos en nuestra propia fuerza, sino por Su mano la cuál protegió nuestra relación.

Dios ha usado esta foto para inspirar a cientos de miles de personas y por esta razón estamos humildemente honrados! Quería dar un paso más y dar a Dios la alabanza y agradecimiento por cómo llegamos a ese rincón tranquilo, tomados de la mano y listos para comenzar nuestra vida juntos.

Original del inglés:
After the picture above of Bre and her husband, Josh, went viral, Bre decided to start a blog called "The Power of Prayer" to share the story behind the picture. Sexual purity isn't easy today. But God calls us to save sexual intimacy for the covenant relationship of marriage. Hebrews 13:4 says, "Marriage should be honored by all, and the marriage bed kept pure, for God will judge the adulterer and all the sexually immoral." For those who have disobeyed God's command there is grace and forgiveness through Jesus. And this same grace should motivate all of us--regardless of our past mistakes--to be holy as our loving heavenly father is holy (1 Peter 1:15-16). If you're dating or engaged and struggling to honor the Lord in your physical relationship I pray Bre and Josh's story will encourage you. Obeying God is always best!
The Story Behind the Photo
Moments before I was to walk down the aisle my soon to be mother in law came in the dressing room where my bridesmaids and I were all gushing with giggles and fluttering about finishing last minute details.
"Sweetheart, your groom has called for you!".
In a nervous tizzy I said, "What?! I'm not ready! I have to get my shoes and..." She had already taken my hand and led me to a corner, where my groom was waiting. I barely sat down; I was filled with so much anticipation! So much excitement! So many nerves!
"Is he going to like my dress? Does my hair look pretty? Can he see me?!"
Right around the corner sat my soon to be husband, I so was nervous he might see me yet secretly hoping to catch a glimpse of him. In my excited state I was the first to speak,
"Hi sweetie! We're getting married today!"
"I know baby and I want to pray with you before we do."
There we sat around the corner hand in hand, and together we bowed our heads. People were rushing about; the wedding coordinator directing people here and there, the photographers snapping photos and the bridal party enjoying each others company. Yet in that moment, in the quietness of our hearts and minds, my husband and I were alone in the presence of our Savior, Jesus Christ.
My husband prayed that God would bless our marriage, that through thick or thin together we would never lose hope in one another. That instead of focusing on each others imperfections we would always rely on Christ's perfection. That we would wake up every day and chose to love one another not through our own strength but by the power of Christ's perfect love.
With our hands clenched tightly to one another together we said "Amen", both with shaky voice and just like that I was whisked away to blot the tears off my face and put on my veil.
After my bridesmaids, mother, mother-in-law and every other girl in the room had finished zipping, curling, tucking and blushing me up I looked in the mirror. There I stood wearing my pure white wedding dress, ready to walk down the aisle to my Prince Charming.
See, he is not only my Prince Charming because of his incredibly handsome looks, or wonderful humor, or the fact that we have so much in common. He is my Prince Charming because he helped me protect the most precious gift that I owned, my purity.
Soon after we had started dating I nervously told my Prince that I was a virgin and planned to be until the night of my wedding; to which he replied he would have it no other way.
Throughout our dating relationship and engagement we constantly fought, what at times felt like a losing battle. We fought temptation with prayer, scripture and accountability. I had friends checking up on me if they knew we were together late at night and he regularly met with other Godly men to pray for strength. At times, especially as the wedding grew closer, we thought we were attempting to do the impossible.
"Why are we doing this?" I would ask in my weakness, and he would remind me, that it's because God had told us too.
"I can't do it, I can't... this is too hard!" he would confess to me and I would pray for his strength.
When I walked down the aisle in my white dress, I looked straight into the eyes of the man that had laid himself down to protect and honor the wife that God had given him.
When his eyes first caught mine he looked into the face of the woman that had waited for him, the woman that would support him and love him for the rest of His life, through good times and bad.
I share all of this because in that prayer we prayed, which was captured here on camera we asked the Lord to use our wedding to bring Him all of the glory that He rightfully deserved. We had not gotten where we were by our own strength, but by His hand of protection on our relationship.
God has used this photo to inspire hundreds of thousands of people already and for that we are humbled and honored! I wanted to take it a step further and give God praise and thanks for how we arrived at that quiet corner, holding hands and ready to begin our lives together.
Read more

domingo, 23 de junio de 2013

Presentación de Esteban


Presentación de Esteban en la Iglesia "Semilla" de Bilbao, el día 23 de Junio de 2013.


Read more

domingo, 26 de mayo de 2013

Predicación y presentación de David, en la Iglesia Bautista de Santander


Invitación a predicar al pastor Tony Ochoa, en la Iglesia Bautista de Santander (Cantabria). El 26 de Mayo de 2013.

Para poder escuchar la predicación en audio, pulsar el siguiente enlace:
Read more

miércoles, 22 de mayo de 2013

El misterio de la vida



Durante la próxima reunión de este sábado día 25 de Mayo, proyectaremos el documental "La Clave del Misterio de la Vida". En él se nos plantea el argumento científico sobre el diseño inteligente. Después entablaremos una discusión sobre el tema de la creación-evolución.

La reunión será el sábado 25 de Mayo a las 5:00 de la tarde en la iglesia SemillaBilbao.


Read more

sábado, 27 de abril de 2013

Saludo al pastor Héctor Hermosillo (Semilla Eastside)



Saludo al pastor Héctor Hermosillo, desde la iglesia Semilla Bilbao (España). El pastor Tony Ochoa saluda a la congregación de Semilla Eastside en Anaheim, en el sur de California (USA).
Read more

domingo, 21 de abril de 2013

Presentación Valentina


Presentación de Valentina en la iglesia "Semilla" de Bilbao el día 21 de Abril de 2013.


Read more
 

SEMILLA BILBAO Design by Insight © 2009-2013